Sobre la mesa

Cada equis tiempo, de forma periódica y rotativa, ponemos “sobre la mesa” uno de los artículos de la colección, con el ánimo de exponerle un comentario o un análisis o un estudio  o llámese también equis. La intención no es otra que la divulgación, en dosis de goteo, de nuestro trabajo, y el enriquecimiento del público. Eso sí, se trata de muestras sustitutorias, es decir, cuando se exponga la siguiente, desparecerá la presente, que hizo desaparecer la anterior.

Hoy ponemos sobre la mesa:

                                                                                                           Bomberos Schuco

Se trata del juguete más deseado de Schuco (Schreyer und  Co.), que llegó a ser en su día la mayor fábrica de juguetes de Nuremberg. El socio de Schreyer, Heinrich Müller (no el nazi), de tan solo 17 años, demostró una imaginación portentosa para los juguetes. Después de ser absorbido por Gama, su máximo competidor, Schuco se rehizo en 1993 y sigue produciendo miniaturas en fundición. Esta pieza destaca por su riqueza en detalles y su realismo, hasta el punto de contar con un medidor de grados para el ángulo de elevación de la escalera. Funciona adelante y atrás, con giro y extensión de escalera, todo con un mando y tres pilas de 1,5 v., acoplable, o bien se puede manipular manualmente.

bomberos-schuco