Sobre la mesa

Cada equis tiempo, de forma periódica y rotativa, ponemos “sobre la mesa” uno de los artículos de la colección, con el ánimo de exponerle un comentario o un análisis o un estudio  o llámese también equis. La intención no es otra que la divulgación, en dosis de goteo, de nuestro trabajo, y el enriquecimiento del público. Eso sí, se trata de muestras sustitutorias, es decir, cuando se exponga la siguiente, desparecerá la presente, que hizo desaparecer la anterior.

Hoy ponemos sobre la mesa:

                                                                                                                  Casa convento

Fue costumbre, antes del uso de la fotografía y sobre todo en Francia, la fabricación artesanal por parte de las monjas de clausura de las llamadas “boîtes de nonnes”, que consistieron en cajas acristaladas con la recreación interior de la celda personal de su hacedora para regalárselas a su familia o allegados, con el fin de hacerles una idea exacta de su estancia, ya que allí nunca podrían entrar tras el ingreso en el convento. El caso que nos ocupa, dado que su factura es industrial antes que artesanal, lo creemos procedente de alguna fábrica de muñecas de la época, producido bajo una doble influencia; por un lado la “moda” de las contemporáneas “boîtes de nonnes”, y por el otro, la intención de las casas de muñecas-convento, que en el XIX se demandaban para alimentar el fervor en las niñas.

En los crucifijos de las monjas se puede leer “souvenir de la mission”, en referencia a la misión encomendada por el papa a curas y obispos de Francia para avivar el fervor del pueblo después de la Revolución Francesa. El conjunto es de un trabajo y detalle únicos.

     casa convento